15/9/2014   Eventos Vínculos El Tiempo Registración Conózcanos Contacto Inicio

INTA Paraná


Estimación del Costo Operativo de Pasturas Perennes y Verdeos de Invierno en el Sudoeste de Entre Ríos. Año 2009

Mabel G. R. de RODRIGUEZ*, Walter A. MANCUSO**, Ricardo A. CANCIO *
* Grupo Sistemas de Producción y Economía. INTA EEA Paraná 
** Grupo Experimentación Adaptativa y Extensión en Ganadería. INTA EEA Paraná
 

Introducción

El ciclo de bajas precipitaciones iniciado en el último trimestre del año 2007 y que continuó hasta enero de 2009, repercutió negativamente en los recursos forrajeros de los sistemas tamberos de la provincia, situación agravada por el mal estado en que se encontraban las pasturas permanentes, muy afectadas por las excesivas precipitaciones del período de diciembre 2006 – marzo 2007. 

En el año 2008 se implantaron pocas pasturas y solo tuvieron éxito aquellos sembrados en forma temprana, las cuales no obstante recién pudieron aprovecharse a inicios de la primavera y se hallan actualmente en vías de recuperación, aunque muy diezmadas en el stand de plantas. Por ello, fue muy bajo el aporte de forraje en pastoreo directo durante gran parte del 2008 y muy escasa la cantidad de heno y/o silaje de pasturas confeccionado.

La sequía impactó también muy fuerte en los verdeos de verano y en los cultivos para silaje y grano húmedo de la campaña 2008/09, tanto a la siembra, provocando menor área sembrada, como en floración y formación y llenado de granos, reduciendo enormemente el potencial de rendimiento de los cultivos. Situación similar se dio en los cultivos de maíz y sorgo destinados originalmente para cosecha de cereal, gran parte de los cuales no alcanzaron a formar granos, por lo cual y para recuperar algo de la inversión, se los utilizó para pastoreo directo, enrollado o ensilado, pasando a formar parte de las escasas reservas forrajeras voluminosas logradas.

Las mohas para henificación y las sojas para pastoreo se perdieron casi en su totalidad y los sorgos para pastoreo tuvieron escaso crecimiento y baja calidad, provocando incluso problemas de intoxicación debido a la mayor concentración en planta de compuestos cianogenéticos y de nitritos.

Como consecuencia, se estima que se confeccionaron menos del 50% de las reservas forrajeras previstas, a un costo significativamente mayor a lo normal y con una menor calidad nutricional con relación a las esperadas, especialmente por falta de grano. Adicionalmente, son muy escasas las reservas en grano húmedo.

Ante esta situación, la implantación de verdeos se transforma en un recurso estratégico fundamental para lograr estabilizar la entrega de forraje durante el período otoño-invernal de 2009. Los verdeos de invierno (combinación de especies y/o distintos cultivares dentro de la misma especie) adquieren importancia al cubrir el déficit otoño-invernal en la producción de forraje de las pasturas plurianuales en los sistemas de producción de carne y leche, aumentando la estabilidad de la oferta forrajera (Di Nucci y Formento, 2009). 

Por otra parte, producir más forraje y cosecharlo eficientemente, tiene mayor impacto como medida de intensificación que aumentar el uso de concentrados, y en esto se debería basar la mejora en los sistemas ganaderos de Entre Ríos. En este sentido, la alfalfa ha incrementado su participación dentro de las pasturas cultivadas, aportando calidad y mejorando la distribución del forraje de las mismas (Costa et al., 1998). Asimismo, la elección de las variedades de alfalfas a utilizar para la siembra de pasturas puras o consociadas con otras especies forrajeras es de fundamental importancia, ya que es una inversión importante que debe mantenerse en producción por lo menos durante un ciclo de cuatro años, de manera tal de poder tener un balance forrajero adecuado a lo largo de los años. La productividad de materia seca por hectárea y su persistencia en los años son herramientas fundamentales en la toma de decisión de compra de una nueva variedad, ya que es la forma de poder disminuir el costo por kilogramo de materia seca y por ende, de carne o litro de leche.

El INTA, a fin de brindar herramientas para la mejor elección de especies y cultivares de forrajeras anuales y permanentes, evalúa en sus Estaciones Experimentales de Paraná y Concepción del Uruguay el comportamiento de las distintas variedades presentes en el mercado, considerando la producción dentro y entre los distintos años y la persistencia de las diferentes variedades de forrajeras permanentes a lo largo de la vida útil de la pradera. (Newsletter e-campo, 2009)

Otro fenómeno que se avizora en el escenario ganadero de carne 2009, es el estado corporal muy malo de los rodeos en general, con el agravante de no contar con reservas forrajeras para la época más desfavorable. En el caso de los sistemas lecheros, las mayores caídas en producción individual se produjeron a partir de noviembre de 2008, cuando se terminaron las reservas forrajeras y se deterioró el valor relativo de la leche frente a los granos, lo que llevó a disminuir los niveles de suplementación y afectó el estado corporal de las vacas y la recría. Sumado a ello, se secó anticipadamente un importante número de vacas lecheras, con lo cual se produjo una retracción mayor a la esperada en la producción global de leche en los meses de noviembre y diciembre de 2008.

La mala campaña de forrajes conservados 2008/09 antes mencionada, genera serios interrogantes en cuanto a la alta dependencia de los verdeos y las pasturas que tendrán los sistemas de carne y leche durante todo el año 2009, sumada a la necesidad de incorporar alimentos concentrados a las dietas (especialmente granos), debido a la baja calidad energética de los silajes y henos disponibles, que impactará con un aumento en los gastos de alimentación. De no lograrse adecuadas pasturas y verdeos, difícilmente se esté en condiciones de afrontar exitosamente, desde el punto de vista nutricional, otro período de sequía como el de 2007/08.

Ante el escenario descripto, se realiza una actualización de los costos de implantación y protección de pasturas permanentes y verdeos de invierno para el sudoeste de Entre Ríos estimados al mes de Febrero/09 y desarrollado en conjunto entre profesionales de la EEA Paraná, en el marco de los Proyectos Regionales Ganadero y de Economía del CRER. Su objetivo es aportar información para la toma de decisiones por parte de productores y asesores técnicos y una base de discusión acerca de la conveniencia económica de optar por especies y planteos técnicos en la planificación y presupuesto de la cadena forrajera,. Dado que en el área de influencia de la EEA Paraná predominan sistemas ganaderos de carne y de leche, que utilizan diferentes composiciones y proporciones de pasturas permanentes y verdeos dentro de su planteo forrajero, las alternativas presentadas en este trabajo sólo intentan reflejar algunas de las variantes consideradas más adecuadas en el marco del Proyecto Regional Ganadero.

  

Materiales y Métodos

La actualización contempla el análisis y comparación de los costos operativos de implantación y protección de los dos verdeos de invierno más difundidos en Entre Ríos, avena y raigrás anual, y de tres tipos de praderas permanentes (PP): (I) base lotus (Lotus corniculatus) más trébol rojo (Trifolium pratense) y festuca (Festuca arundinacea); (II) y (III) base alfalfa (Medicago sativa), acompañada con diferentes especies: (II) con cebadilla criolla (Bromus catharticus) y lotus (Lotus corniculatus) y (III) con cebadilla criolla (Bromus catharticus), pasto ovillo (Dactilis glomerata) y trébol blanco (Trifolium repens).

Se recuerda que, para la pastura base lotus se evalúa solamente el sistema de siembra convencional, en tanto que para el resto se consideran dos alternativas de siembra: convencional y directa. En todos los casos se supone el empleo de maquinaria propia para el laboreo e implantación. Por lo errático de su presencia en el cultivo, no se contempla el control químico de insectos plagas y arácnidos. De presentarse los mismos, algunas alternativas de control recomendadas por profesionales del Laboratorio de Entomología Aplicada del Grupo Factores Bióticos y Protección Vegetal de la EEA Paraná, se mencionan en el trabajo publicado en la página Web de la EEA Paraná (Rodríguez et al., 2006). En caso de resultar necesaria la utilización de alguno de estos agroquímicos, se debería agregar al costo operativo total el importe del producto y su aplicación.

Los precios utilizados para los insumos y servicios se corresponden con registros realizados en comercios de la zona de influencia de la EEA Paraná a la última semana de febrero de 2009. En el caso de los productos, se consideró para la carne un precio promedio por kilogramo de novillo gordo de $3,12 pagado en remates ferias de la zona y para la leche un precio de $0,75/litro, pagado en promedio por las empresas lácteas referentes en el área de influencia de la EEA Paraná durante igual período. Asimismo, en el análisis se toma en cuenta un precio del litro de gas oil de $2,32 y del dólar de $3,54.

El planteo tecnológico de labores e insumos evaluado económicamente, es el propuesto por técnicos del Proyecto Regional Ganadero de la EEA Paraná. En función del mencionado planteo, se esperan rendimientos de materia seca total de 4.000 kg/ha anuales en el caso de la avena y el raigrás, 25.000 kg/ha para la PP (I) base lotus y 40.000 kg/ha para la PP (II) y (III) base alfalfa, total acumulado en 4 años de producción. El destino principal de estas pasturas y verdeos es el pastoreo directo, por lo que se estima un coeficiente de aprovechamiento promedio del forraje por parte del ganado de 75% para ambos verdeos y de 65% para las praderas (Di Nucci, Comunicación personal) y sobre el cual se calculó el costo por kilogramo de materia seca. El costo operativo total incluye los gastos efectuados durante el año de implantación (labores de preparación de la cama de siembra, implantación, control químico de malezas y un corte de limpieza), más las refertilizaciones y desmalezadas realizadas desde el segundo año y hasta el fin de su vida útil. En el caso de los verdeos, dado que el análisis incluye la comparación de la Tecnología Convencional versus la Tecnología Conservacionista (siembra directa), es importante destacar que, ante consultas realizadas a nuestros referentes, surge a partir de esta campaña la necesidad de incorporación en la primera de una fertilización fosforada de arranque con 70 kg/ha de superfosfato triple, a los fines de mantener la misma productividad de materia seca en ambas alternativas productivas evaluadas.

 

Resultados

Los resultados económicos para los verdeos de invierno y praderas permanentes se presentan en las Tablas 1 y 2, respectivamente.

Si bien los gastos en labores con siembra directa resultan un 40% menor que la implantación convencional, no existen diferencias en los gastos de labores de implantación y protección entre ambos verdeos con igual sistema de siembra.. El costo operativo total (labores más insumos) para implantar y proteger los verdeos en convencional resulta en promedio un 10% mayor con respecto a la alternativa productiva en directa , como consecuencia del mayor impacto del rubro labores tanto en avena como raigrás, respectivamente. Por otra parte, a favor de la siembra directa, es importante reiterar aspectos que no son mensurados económicamente en este trabajo como: conservación del recurso suelo, beneficio de contar con mayor flexibilidad para definir la fecha óptima de siembra y menor riesgo de "falta de piso" al momento del pastoreo. A su vez, al comparar los costos de este año con los del año anterior (Rodríguez et al., 2008), se aprecia que la convencional tuvo un incremento interanual promedio de 70% en el costo total de implantación y protección (potenciado por la incorporación de la fertilización fosforada de arranque más el incremento de los demás rubros componentes del costo), mientras que en la directa solo fue de un 14%, como consecuencia de la disminución de precios de "otros agroquímicos" (glifosato).

Tabla 1. Costos por kilogramo de MS de verdeos de invierno (Año 2009).

Referencia: MS, Materia Seca.

   

En el caso de las pasturas permanentes en siembra directa, los gastos correspondientes a las labores son un 43% menor que en convencional y no existen diferencias según la pradera, sea base lotus o base alfalfa.

Con relación a los insumos, hay diferencias del orden del 27-28% entre los montos correspondientes a las pasturas más onerosas, base alfalfa (II y III) y la pastura más económica basada en lotus, diferencia asociada a los precios de las semillas y fertilizantes. Entre ambas pasturas base alfalfa no existen diferencias significativas cuando se comparan dentro del mismo sistema de siembra (-2%). Al comparar la opción en directa vs. convencional, disminuye el gasto total en un 7-10% según se contemple la opción II o III respectivamente. Si bien hay un mayor gasto en semillas y herbicidas, es menor la incidencia de labores y fertilizantes.

El valor del costo operativo de las opciones base alfalfa en convencional resulta un 11-16% superior con respecto a las praderas base lotus (según incluya o no el mantenimiento). En la pastura base lotus, el valor de su costo operativo total, expresa por unidad de materia seca aprovechada, es de un 44 ó 69% mayor con respecto a las praderas base alfalfa, según se realice con tecnología convencional o directa, respectivamente, debido a que la primera presenta menor producción de materia seca.

Tabla 2. Costos por kilogramo de MS de pasturas permanentes (Año 2009).

Referencia: MS, materia seca en cuatro años.

 

La diferencia en los costos entre las pasturas base alfalfa (II) y (III) es ínfima cuando se realizan con el mismo sistema de siembra. Sin embargo, el valor de la alternativa en directa es en promedio un 15-16% menor respecto a la convencional en ambas pasturas.

A fin de comparar la producción mínima que se requiere lograr, sea de carne o de leche, para cubrir los costos operativos de implantación y protección de los verdeos, y los de implantación, protección y mantenimiento de las praderas, también se presenta el costo operativo total de cada una de las alternativas forrajeras, expresado en valor de producto (Tablas 1 y 2). Asimismo, para comparar los costos de las praderas permanentes versus los de los verdeos, se consideran dos aspectos: la duración total y el volumen de materia seca aprovechada por hectárea en su vida útil, para así estimar el costo anual por unidad de superficie ($/ha/año) y por unidad de materia seca ($/kg MS). A partir de allí, el costo operativo/ha/año de los verdeos en siembra convencional resultan 57% más caros que las pasturas base lotus y 41% más caros que las pasturas base alfalfa, según se trate de raigrás o avena, respectivamente. Cuando se comparan dentro de la alternativa siembra directa, la diferencia es mayor aún, llegando la diferencia a 98 ó 96% según se considere raigrás o avena con respecto a las praderas por año de aprovechamiento. Asimismo, al relacionar los costos operativos totales con la producción de materia seca aprovechada, resulta todavía más evidente la ventaja económica a favor de las pasturas, ya que el costo operativo de la MS de las pasturas base lotus representa entre un 47% del de los verdeos en siembra convencional y un 33% del de las pasturas base alfalfa, según se trate de raigrás o avena, respectivamente. Cuando se comparan dentro de la alternativa siembra directa, la diferencia a favor del costo de la MS de las pasturas es mayor aún, dado que solo representan un 24% y 23%, según se considere avena o raigrás con respecto a las pasturas por año de aprovechamiento. No obstante estos mayores costos, la integración de los verdeos en la cadena forrajera puede resultar indispensable en algunos planteos productivos que requieran una oferta de forraje importante y estable durante el otoño–invierno, cuando los verdeos presentan tasas de crecimiento 2 a 3 veces superiores a las pasturas, y a comienzos de la primavera, para situaciones en que las pasturas no se hayan recuperado. Esto será de fundamental importancia durante el año 2009, al cual se entra con menores volúmenes de forrajes conservados, con pasturas deterioradas y con relaciones de precios con los granos no tan favorables, especialmente con respecto a la carne.

En las Figuras 1 y 2 se puede diferenciar la composición porcentual del costo operativo total para verdeos y pasturas permanentes, respectivamente. En el caso de los verdeos, en términos generales, la mayor participación en los costos corresponde a las labores, fertilizantes y semillas cuando se considera la alternativa convencional y a los fertilizantes, labores y semillas, si se considera la siembra directa.

Figura 1. Composición porcentual del costo operativo de verdeos (2009).

  

En las pasturas, las mayores diferencias entre sistemas de labranza, luego del rubro mantenimiento entre el año 2 a 4, se observan en las labores y los fertilizantes, los que poseen un alto impacto en la alternativa convencional. Asimismo, en la alternativa en directa, los rubros semillas y fertilizantes, en ese orden, son los que tienen mayor participación en la composición de los costos.

 

Figura 2. Composición porcentual del costo operativo de pasturas permanentes (2009).

  

Bibliografía

COSTA M.C., DI NUCCI E., DE BATTISTA J.P. y M.G. DÍAZ 1998. Producción de forraje de cultivares de medicago sativa con y sin latencia intermedia en dos localidades de Entre Ríos. http://www.inta.gov.ar/parana/info/documentos/produccion_vegetal/alfalfa/evaluacion_manejo/medicago_sativa_con_latencia_intermedia.htm [Verificación: Febrero 2009]

DI NUCCI E. y N. FORMENTO 2009. Comportamiento productivo y sanitario de la avena. Año 2008 http://www.inta.gov.ar/parana/info/documentos/produccion_vegetal/avena/enfermedades/20302_090226_comp.htm [Verificación: Febrero 2009]

NEWSLETTER E-CAMPO. 2009. La consolidación productiva de la reina de las forrajeras. Agricultura - Forrajes y Pasturas. 07-01-2009.

http://www.e-campo.com/?event=news.display&id=B13C52B4-188B-7C0F-F2F2AE1AADFB62F4& [Verificación: Febrero 2009]

Rodríguez M.G.R. de, Mancuso W. y R. Cancio 2008. Estimación del costo operativo de pasturas perennes y verdeos de invierno en el sudoeste de Entre Ríos. Año 2008. http://www.inta.gov.ar/parana/info/documentos/produccion_vegetal/forrajes/analisis_economico/20210_080401_esti.htm [Verificación: Febrero 2009]

Rodríguez M.G.R. de, Mancuso W. y R. Cancio 2008. Costos operativos de implantación y protección de: avena, raigras anual, sorgo forrajero, moha y praderas permanentes con maquinaria propia – Actualización a septiembre /08 (Según tecnología recomendada por técnicos del Proyecto Ganadero Regional de INTA - E.E.A. Paraná para el sudoeste de Entre Ríos) http://www.inta.gov.ar/parana/info/documentos/produccion_vegetal/avena/analisis_economico/20302_081002_cost.htm [Verificación: Febrero 2009]

  

  


EEA Paraná - Ruta 11, km 12,5 – (3101) Oro Verde. Entre Ríos Tel./fax: 0343-4975200
E-mail: eparana@parana.inta.gov.ar  http://www.inta.gov.ar/parana

  

  

Biblioteca


 

 
Términos y Condiciones de Uso      Política de Privacidad

Copyright 2000-2012 - Todos los derechos reservados
Registro de la Propiedad Intelectual Nº 506866.

 

Manos x Hermanos : Ayudanos a Ayudar
 

Buscar en el Sitio

Búsqueda personalizada

 

Olivicultura de Precisión

 OLIVICULTURA DE PRECISION
Descarga Gratuita
 
170 págs.

 

   

.: publicaciones :.

 
¿Vamos al grano?
 

285 págs.
Más Información...